Inicio > Uncategorized > El área pastoral de los Migrantes e Itinerantes trabaja activamente a través de la Delegación episcopal. La creó Mons. Oscar Sarlinga en 2009 y ha prestado servicios importantes en la diócesis

El área pastoral de los Migrantes e Itinerantes trabaja activamente a través de la Delegación episcopal. La creó Mons. Oscar Sarlinga en 2009 y ha prestado servicios importantes en la diócesis

Delegación Diocesana de Migrantes e Itinerantes.
En torno al Año de la Fe, la Delegación Diocesana de Migrantes e Itinerantes continua su trabajo en la Diócesis de Zárate-Campana buscando un rejuvenecimiento interior de los migrantes e itinerantes a la luz de la Fe.
“… «La puerta de la fe» (cf. Hch 14, 27), que introduce en la vida de comunión con Dios y permite la entrada en su Iglesia, está siempre abierta para nosotros. Se cruza ese umbral cuando la Palabra de Dios se anuncia y el corazón se deja plasmar por la gracia que transforma. Atravesar esa puerta supone emprender un camino que dura toda la vida…” (1)
Con estas palabras el Papa Benedicto XVI comienza su Carta Apostólica en forma de Motu Proprio Porta Fidei, convocando al Año de la fe. Son estas mismas palabras las que resumen y aclaran el trabajo de la Delegación Diocesana de Migrantes e Itinerantes de nuestra Diócesis. Pero ¿que es esta delegación tan particular que intenta introducir en la vida de comunión con Dios a los migrantes e itinerantes en nuestro territorio diocesano que posee un nombre tan extenso y aparentemente complicado? Antes que nada cabe explicar dos conceptos para lograr comprender a fondo el trabajo que realiza esta delegación. El primero de los conceptos es el de “Migrantes”, en sencillas palabras, al referirnos al migrante hacemos referencia a aquella persona que se encuentra en un país que  no es el suyo, mientras que cuando hablamos de “Itinerantes”, son aquellas otras personas que, si bien se encuentran en su propio país, están lejos de sus hogares o distritos o provincias de origen.
Habiendo hecho esta aclaración y retomando la pregunta anterior, podemos decir que la Delegación, es la instancia eclesial, que se inserta como instancia específica y coordinadora de la pastoral y promoción humana del migrante y de su familia, de acuerdo a las orientaciones de la Santa Sede, la conferencia Episcopal Argentina  y el Plan Pastoral Diocesano. A su vez  esta, representa un punto de referencia para cada migrante, independientemente de su condición migratoria y social. Trabajar en comunión y participación con otras instituciones de la Iglesia, así como, con diferentes ONGs, o instancias y representaciones diplomáticas, es también una prioridad en la búsqueda de asistencia solidaria en la hora de solucionar dificultades al migrante o de crear conciencia de la necesidad de las leyes y políticas migratorias que devuelvan al migrante su dignidad.
La delegación trabaja en forma coordinada con la Comisión Episcopal para pastoral de las migraciones y el turismo, mas específicamente con la Fundación Comisión Católica Argentina para migraciones (FCCAM). Pero ¿Qué es esta Fundación? La Fundación es la oficina de la Conferencia Episcopal Argentina especializada en sensibilizar, orientar y asesorar a los organismos diocesanos y eclesiales en materia de pastoral migratoria. Las actividades que se llevan a cabo desde la FCCAM tienen la finalidad de ayudar al individuo migrante o refugiado y a su familia en las dificultades propias de su condición, como las penurias y las humillaciones, la lejanía de sus valores y vínculos originarios. Su objetivo general consiste en garantizarles una real oportunidad de inserción y participación en el tejido social argentino; por otro lado, nos comprometemos en proteger sus derechos y su dignidad, ayudándolo a alcanzar un verdadero desarrollo integral.
Por tal motivo,  cabe destacar la labor realizada por la delegación siempre en comunión con los otros organismos eclesiales. Este trabajo de comunión, coordinación y organización lo lleva a cabo el Delegado Diocesano (Presbítero Alfredo Meoniz) junto a nuestro Obispo Mons. Oscar Sarlinga.
¿Cuáles son los sectores o aéreas de trabajo de esta delegación? Los sectores de trabajo de la delegación tienen que ver con todo aquello que implique movilidad de personas, entre las aéreas mas destacadas podemos mencionar: Migrantes;  Refugiados y Desplazados;  Estudiantes internacionales y del interior del país; Turismo, Peregrinaciones y Santuarios;  Gente del Mar e Islas; Aviación Civil; Nómadas; Circo y Feriantes; Pastoral de la carretera; Trata de personas; etc.
La delegación tiene como objetivo primordial devolver al migrante su dignidad, muchas veces perdida por la incomprensión de la sociedad, para esto intenta generar en el migrante un rejuvenecimiento interior a la luz de la fe, intentando insertarlo en las parroquias receptoras, haciendo de la parroquia una autentica comunidad de comunidades, células vivas de la Iglesia (2)
La puerta de la fe» (cf. Hch 14, 27), que introduce en la vida de comunión con Dios y permite la entrada en su Iglesia, está siempre abierta para nosotros (3)
Para la Iglesia, el fenómeno de la migración es un asunto pastoral prioritario. En este contexto, la Iglesia puede ayudar a los migrantes a mantener su fe y su cultura ; haciendo que la diócesis de acogida se abra a la cultura del país de origen de los migrantes, reuniendo a las comunidades migrantes y locales en sus propias comunidades. La solidaridad es el primer y mas importante paso hacia un compartir los valores religiosos entre las comunidades locales y migrantes.
El mayor de los problemas que la Iglesia debe atravesar hoy, en torno a las migraciones, es como dar recepción a los inmigrantes acogiéndolos en sus comunidades, respetando siempre sus culturas, su religiosidad y sus tradiciones. Pio XII nos enseña en su Carta Encíclica Summi Pontificatus que la misión de la Iglesia no es la de trasplantar la civilización propiamente europea sino la de preparar a los pueblos, que gozan a veces de una cultura milenaria, para acoger y asimilar los elementos de vida y costumbres cristianas que deben armonizarse naturalmente y sin dificultad con toda sana civilización. A su vez afirma que la diversidad de formas culturales no debilita la unidad del género humano, sino que la enriquece.
Es por eso, que para poder desarrollar la integración de los pueblos migrantes e itinerantes a las comunidades receptoras, la delegación formula una serie de medidas y propuestas a las Iglesias locales a saber:
* Promover la formación de agentes de pastoral migratoria en las parroquias; favoreciendo actitudes de acogida y solidaridad que destierren el racismo y la xenofobia.
* Brindar formación cristiana, acompañando a  los migrantes católicos en comunión de fe, caridad y culto, con motivo de sus reuniones y especialmente con motivo de sus celebraciones religiosas y fiestas patronales, respetando la religiosidad popular.
* Brindar por medio de la FCCAM (Fundación Comisión Católica Argentina de Migraciones) la posibilidad de consulta jurídica gratuita para el migrante carente de recursos económicos.
* Ofrecer a todo migrante las informaciones sobre la presencia de su colectividad en la diócesis y la Ciudad de Buenos Aires: las direcciones de centros religiosos, con sus respectivos horarios de las celebraciones en su idioma, centros asistenciales, sociales, culturales y deportivos.
* Realizar consultas con otras instituciones y centros caritativos asistenciales con el fin de acordar o abrir caminos de solución a los problemas que afectan al migrante.
Se cruza ese umbral cuando la Palabra de Dios se anuncia y el corazón se deja plasmar por la gracia que transforma. (4)
A pesar de las medidas propuestas para lograr una comunión integral entre la cultura de la Iglesia local y los inmigrantes, el principal medio para poder lograr la evangelización mutua es el testimonio de vida.
Es por eso que los dos polos de acción mas fuertes que tiene la delegación son: por un lado acompañar a  los migrantes católicos en comunión de fe, caridad y culto, con motivo de sus reuniones, especialmente con motivo de sus celebraciones religiosas y fiestas patronales, respetando siempre su religiosidad popular; Y por el otro ofrecer a los migrantes una catequesis adaptada a su cultura y  asesoría legal para proteger sus derechos de ser necesario.
En el marco de acción pastoral de la delegación merece una atención particular la religiosidad popular, ya que para muchos inmigrantes se trata de un elemento fundamental de unión con la Iglesia de origen y con maneras precisas de comprender y de vivir la fe, así también como un elemento de unión con sus tradiciones y costumbres no solamente religiosas. En conjunto con este aliento a la religiosidad popular, es necesario una profunda obra de evangelización dando a conocer a la comunidad local católica algunas formas de devoción de los inmigrantes, para que ella las pueda comprender y sobre todo enriquecer con las mismas.

Tomando como base el documento de Aparecida, la delegación incentiva las expresiones de espiritualidad entre los inmigrantes en la cuales se destacan: “…las fiestas patronales, las novenas, los rosarios y viacrucis, las procesiones, las danzas y los canticos de folklore religioso, el cariño a los santos y a los ángeles, las promesas, las oraciones en familia. Destacamos las peregrinaciones, donde se puede reconocer el Pueblo de Dios en camino…” .(5)

Es por eso, que a lo largo de estos años, la delegación ha realizado: la celebración de la Santa Misa junto a la Comunidad Paraguaya (Nuestra Señora de la Asunción y Nuestra Señora de Caacupé), junto a la Comunidad Boliviana (Nuestra Señora de Urkupiña) y junto a la Comunidad Peruana (Señor del Milagro); también ha acompañado procesiones en honor a la Virgen Santísima en diferentes comunidades; realizado diferentes misiones con misioneros extranjeros; y ha acompañado y participado de distintos actos civiles de diferentes comunidades (Boliviana, Paraguaya, Japonesa, etc).

Otro trabajo realizado por la delegación a lo largo de estos años, que se seguirá profundizando en el transcurso de este año 2012 es la formación de agentes de pastoral migratoria a lo largo de las parroquias de las diócesis, como así también la formación del clero y los seminaristas en este aspecto. Esta formación se vino llevando  a cabo a través de conferencias dadas por el Padre Alfredo Meoniz y el entonces Secretario Ejecutivo de la Comisión Episcopal de Emigrantes, Itinerantes y Turismo Presbítero Sante Cervellín.
Las mimas comenzaron durante el año 2010, cuando el Padre Sante Cervellín visitó el Seminario Diocesano San Pedro y San Pablo para tener una jornada de reflexión junto a los seminaristas. Las charlas formativas siguieron adelante durante el año 2011. Estas comenzaron con unas charlas-taller de formación de agentes de pastoral migratoria brindadas a diferentes comunidades parroquiales, las mismas fueron dadas  por un equipo perteneciente a la antedicha delegación a cargo del Padre Alfredo Meoniz. La tercera etapa de las charlas formativas-reflexivas, culminó con las sucesivas visitas del Padre Sante Cervellín al Clero de la Diócesis.
Atravesar esa puerta supone emprender un camino que dura toda la vida (6)

El camino de la Fe, que comienza con el bautismo, es un recorrido que todo creyente deberá transitar hasta su último día, mas allá de cuan lejos se encuentre de sus tierras de origen, “… la fe solo crece y se fortalece creyendo…”(7). Es por eso que con la finalidad de rendir homenaje a las distintas comunidades provenientes de la inmigración, en la diócesis de Zárate-Campana, y en coincidencia con la fecha del “Día del Inmigrante”, establecido por decreto del Poder Ejecutivo Nacional Nº 21.430 de 1949, Mons. Oscar Sarlinga celebrará  la Santa Misa en la Iglesia co-catedral de Belén de Escobar. Esta celebración se viene realizando desde el año 2010, en cuya misa, se entronizó la imagen de Nuestra Señora de los Buenos Aires, declarada por el Sr. Obispo “Patrona de los Inmigrantes, Itinerantes y Navegantes”.
Es por eso, que al igual que los años anteriores, este 8 de septiembre de 2012 a las 19.00 Hs en la Co-Catedral Natividad del Señor de la Ciudad de Belén de Escobar, se llevará a cabo la celebración de la Santa Misa en homenaje a los inmigrantes de nuestra diócesis. La misma será presidida por el Sr. Obispo diocesano Monseñor Oscar Sarlinga y concelebrada por el actual Secretario Ejecutivo de la Comisión Episcopal de Emigrantes, Itinerantes y Turismo R.P. Flavio Lauría. En la misma se orará  florezca entre nosotros un compromiso de acogida y solidaridad con todos aquellos que se encuentran en camino y lejos de su patria. Al oficio religioso asistirán delegaciones de comunidades extranjeras de toda la diócesis, como así también autoridades civiles, consulares y militares. La celebración de la Santa Misa será cubierta y transmitida por medios de comunicación audiovisuales y gráficos locales y nacionales.

Notas

———————–
1 BENEDICTO XVI, Porta Fidei, nº 1
2 Cfr AA 10; SD 55
3 Cfr. BENEDICTO XVI, Porta Fidei nº 1a
4 BENEDICTO XVI, Porta Fidei, nº 1b
5 AP nº 259
6 BENEDICTO XVI, Porta Fidei, nº 1c
7 Cfr. Ídem, nº 8b
———————–

Secretaría de Comunicación Institucional del Obispado
Atención: lunes a viernes, de 9 a 13,
Tel 03489 422817- 426606 líneas rotativas, interno 37
www.obispadozaratecampana.org

Anuncios
Categorías:Uncategorized
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: